lunes, 26 de enero de 2009

MUY CERCA


Puede que la curiosidad o quien sabe que, hizo que estos ciervos se parasen a observarme, mientras me acercaba a ellos con el mayor sigilo pero a cuerpo descubierto. Nunca sabre lo que pensaron, pero tras escrutarme con su mirada continuaron con lo que estaban haciendo. Huidizos al máximo esta vez su comportamiento cambio completamente.
Nikon D300, 70-200, 2,8. 1/125, f/2,8. ISO 400

miércoles, 21 de enero de 2009

CARA A CARA


Hay veces que con contar una experiencia no es suficiente, hay que estar ahí, percibirla, sentirla, para saber de que se trata. Los buitres por su forma de alimentarse no gozan de muchos seguidores. Sin embargo son unas aves con un comportamiento extraordinario y una vez que las conoces no dejan de sorprenderte.
Posado a unos metros de mí escondite, este ejemplar no me descubrió hasta que el obturador de la cámara delato mi presencia. Con el zoom de mi objetivo a la máxima distancia focal tan solo la cabeza entraba en el encuadre. Aquí queda la imagen, perpetuada en el tiempo, para el recuerdo de la experiencia…una mirada cara a cara.

Vel. 1/640, f/5.6, ISO 400, 70-200, 2,8.

lunes, 19 de enero de 2009

PEREGRINO


El halcón peregrino (Falco peregrinus) es una de las aves que en su cambios de adaptación a nuevos ambientes a optado por la proximidad al hombre. Así la podemos observar anidando en altos edificios y alimentándose de aves urbanas como las palomas.
Seguir el vuelo de un ave tan rápida y de tamaño reducido ( 38 a 48 cm) es algo complicado si trabajamos con teles. Encuadrarla requiere alguna habilidad. Esta se sale del encuadre rápidamente, sobretodo si vuela cerca de nosotros,
Exposición: f/5,6, 1/1250. 70-200, 2,8

jueves, 15 de enero de 2009

DESCUBIERTO


Nunca sabes que va a suceder cuando sales al campo cámara en mano. Después de un día de espera infructuosa cuando decides salir de tu escondite para volver a casa, descubres como te observan si que siquiera te hayas percatado. Una fracción de segundo, un disparo, el animal desaparece.
Aunque en la imagen, el cánido esta medio oculto por las ramas del arbusto y la escasez de luz aporta algo de ruido a la toma, esta imagen me gusta. Quizás sea tan solo el recuerdo de la experiencia.
Vel. 1/100, f75,6, ISO 640. 100-300 mm, duplicador 1,4x, tripode.

ATERRIZAJE



Buitre leonado (Gyps fulvus) aterrizando en el posadero. Esta secuencia muestra los progresos del ave en el aire mientras se va acercando al posadero. Hay que estar muy atentos a los movimientos que realiza la rapaz al acercarse si se quiere conseguir captar como esta se deja caer en el posadero. La acción sucede tan rápidamente que si se tardar unos segundos en reaccionar puede ocasionar la pierda de la oportunidad de capturar este momento. He conseguido tras muchas horas de observar a estas aves anticiparme, en algunos casos, a sus movimientos ya que estos suelen seguir un patrón cuando van a posarse, cuando cogen una térmica o cuando deciden perder altura. Como son aves que tienen un tamaño considerable las maniobras suelen comenzar a realizarlas con suficiente antelación ya que su maniobrabilidad se reduce, comparándola con un ave de menor tamaño.
Vel. 1/2500, f/6,3 ISO 400. Objetivo 100-300

sábado, 10 de enero de 2009

GAVIOTA


Tuve que realizar numerosos disparos para poder captar a esta gaviota reidora (Larus radibundus) ya que el ave cambiaba de posición constantemente al mecerse en el agua y esta no me mostraba su mejor perfil. Por suerte tomar gran cantidad de imágenes no supone el menor problema con el sistema digital.
La luz de última hora de un día invierno es muy favorecedora y los reflejos amarillos dan mucho juego al azul del agua.
Exposición: f/9, 1/1500. ISO 400. Objetivo Sigma 100-300, f/4

viernes, 2 de enero de 2009

CABRA MONTES












Uno de los mamíferos que por sus hábitos suele llamar la atención es la cabra montes (Capra pyrenaica) Este mamífero se distribuye por las principales montañas andaluzas, siendo los riscos escarpados sus lugares preferidos para pasar la mayor parte del año.
Los machos dotados de una cuerna muy llamativa, son más llamativos fotográficamente que las hembras. Lo que no excluye a estas a la hora de fotografiarlas, ya que suelen ir acompañadas casi siempre por la cría del año, lo que suele dar lugar a imágenes con mucho juego.
Estos animales suelen aguantar bien la presencia del fotógrafo, mientras se respete su distancia minima de seguridad. Un tele medio y equipo ligero nos ayudará a progresar por las zonas escarpadas por donde deambulan.

Lugar de realización de las fotografías, de arriba hacia abajo:
1 y 2 Sierra Nevada.
3 Peña de Martos.
4 Torcal de Antequera.
5 Sierras de Cazorla, Segura y las Villas.